¿Cuál será la próxima gran revolución en la Comunicación?

¿Qué reemplazará a la Internet como el medio de comunicación más utilizado en el mundo? ¿Cuál es la siguiente etapa en la evolución de la comunicación? Cuando nuestros nietos se despierten y quieran hablar con sus amigos, ¿qué medio utilizarán?

En el principio fueron los dibujos en cuevas, la escritura, las cartas y los libros. Luego, el telégrafo, la radio, el teléfono, la televisión y, más recientemente, Internet.

Cada generación desarrolla una nueva forma de difundir ideas y comunicar pensamientos, cada una más compleja que la otra. Es un hecho de la tecnología requerida para mantener las redes de Internet es claramente más sofisticada que aquella utilizada para elaborar televisores.

Al ser una red mundial sobre la que se construyen y operan multitud de servicios diferentes, la Internet ha logrado un inevitable y masivo cambio en el mundo.

Desde las redes sociales hasta Google, pasando por el correo electrónico y las videollamadas en directo, existen miles de formas de consumir, distribuir y compartir información. Con más de la mitad del mundo conectado, ninguna generación ha tenido nunca una forma tan fácil de comunicarse con gente de todas partes. Pero, ¿qué viene después?

Si la historia ha demostrado una cosa, es que cada avance en la comunicación eventualmente reemplazará al siguiente en popularidad y uso.

Por ejemplo, ¿cuántas personas siguen escuchando la radio para recibir las noticias, en lugar de recurrir a un podcast o a un canal de noticias en Youtube o Facebook? ¿Cuántas personas todavía usan un teléfono fijo en lugar de un teléfono celular (o llaman cuando pueden enviar mensajes de texto)?

En lo personal, no creo que haya ningún nuevo desarrollo que suplante a Internet.

En primer lugar, nuestras vidas y sistemas tecnológicos están profunda y fuertemente entrelazados en la red. En segundo lugar, Internet es un marco global al que florecerán las nuevas tecnologías, por lo que es difícil imaginar cualquier necesidad de comunicación que exceda la escala global (a menos que más tarde necesitemos comunicarnos con seres extraterrestres o a través de nuestras mentes).

Sin embargo, habrá nuevas infraestructuras que transformarán Internet, como la Internet de las cosas: todo lo que te rodea está conectado en red y controlado a través de la nube, la inteligencia artificial, la nanotecnología, etc. Así que sí, tal vez un día cuando nuestros hijos se despierten por la mañana, puedan ver a sus amigos en hologramas en su habitación, a pesar de que en realidad viven a miles de kilómetros de distancia.

No olvidemos que la evolución de Internet todavía no ha llegado a su fin. Lo verdaderamente increíblemente recién podría estar por empezar.

Finalmente, tal vez no es adecuado preguntarnos sobre cuál será la próxima gran revolución en las comunicaciones, sino qué más podríamos querer o necesitar con respecto a la tecnología de la comunicación. ¿Queremos más comunicación o mejor comunicación? ¿Será tiempo de regular los avances alcanzados o de seguir innovando a pasos acelerados?

[Total:1    Promedio:5/5]

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *