Estilos de Comunicación

Todos tenemos un estilo para comunicarnos.

Parece algo obvio, pero entender cada estilo y por qué alguien adopta un estilo en particular es algo complejo.

Por ejemplo, hace años mi comunicación era pasiva, esperaba que los demás me dijeran que hacer y prefería evitar las discusiones.

Felizmente, todo eso cambió.

Con el paso del tiempo, mi comunicación fue cada vez más asertiva y, gracias a ello, logré expresar mejor lo que necesitaba y quería.

Si te interesó esta pequeña historia, veamos en este artículo cuáles son los estilos de comunicación -y cómo podrían transformar tu vida-.

¿Qué son los estilos de comunicación?

Los estilos de comunicación se definen como el conjunto de actitudes, percepciones y prácticas que, en un proceso de comunicación, adquieren determinado matiz y forma de acuerdo a la personalidad y el contexto en el cual el sujeto (emisor o receptor) se encuentra.

En la actualidad, existen cuatro estilos de comunicación: asertiva, pasiva, agresiva y pasivo-agresiva.

Es importante entender cada estilo de comunicación y por qué los usan las personas. Por ejemplo, se ha comprobado que el estilo de comunicación asertiva es el más eficaz, ya que incorpora los mejores aspectos de todos los demás estilos.